lunes, 5 de mayo de 2008

Árboles con tronco pintado de blanco

1.
Mira el tejado,
ahora.
Míralo luego,
dentro de diez años.

Está lleno de piedras.

El tiempo transcurrido
no ha sido sino
un sueño de lombriz.

Ahora mira la luna
contra el cielo añil.
Parece un holograma.

2.
¿Has notado la rima?
Parece un holograma.

4 comentarios:

juan andres dijo...

salve, oh tú, el más hermoso de los vencidos.
Qué bello poema.
Qué sutileza haikista e imaginario larvoso: la imaginación hace pompas ante la imposibilidad de decir y/o de ser. Entre el imposible allí -llámese utopía, verdad, justicia o mística- y el aquí, está la mirada. Es lo que único que tenemos.
Por cierto que siempre me obsesionaron los plátanos de sol que en la carretera de la Alpujarra tienen parte del tronco pintado de blanco...
tu amigo fiel
kikirikiller

gomezlosada@gmail.com dijo...

te pillé!

Manuel R. dijo...

hola Juan!! ya he encontrado tu rincón! pasaré por aki, ha hacerte visitas! un saludo! y nos vemos seguramente cerca del mar!!

Manuel el becario, bibliotecario y secretario!

mndotrapo dijo...

mi blog es www.mndotrapo.blogspot.com