domingo, 8 de febrero de 2009

El cielo en su lugar


1.
El cielo, más profundo
si está lleno de pájaros,
parpadea un instante
si lo observo obstinado.
2.
Miro, con ojos entreabiertos.
La cúpula del cielo
se cierra sobre sí
como una flor carnívora.
3.
Con los ojos cerrados,
este cielo es la media
de los últimos cielos.

15 comentarios:

Pablo dijo...

Tú siempre entre el pollo y el cielo...

soperos dijo...

veo que en tierras búlgaras también se posan tus breves y trabajosos poemas.

cualquier día hacemos una conexión radiotelefónica en plan eurovisión entre barcelona y bulgaria.

un abrazo del soperío!

mariano (y òscar, y pepe)

Bernier dijo...

Hola Pablo! Aquí sólo entre el cielo y el cielo...(mándame tus novedades, plis).

Soperos, creo que no será difícil superar al chiquichiqui...

Abrazos a todos!

ana dijo...

Así procede el pájaro.
Además es rapeable
:-D
gracias por ponerlo en el blog para que lo disfrutemos.

Carlos dijo...

julái.

F. dijo...

más julai que nunca

Bernier dijo...

Picadura de la cobra g** :-)

ana dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ana dijo...

¿cobra?

Isabelle dijo...

Hola Juan!! que bien que hayas decidido compartir tu creación, me gusta mucho.
Qué tal x Burgas? Por aquí todo bastante bien, sin parar de hacer cosas...por cierto, he escrito mi primer poema...:), puedo mandártelo a tu e-mail? cuídate, besos!!

Bernier dijo...

Es una tontería, Ana. Una respuesta a los juláis de Carlos y Froy...

Hola Isabel. Gracias por el piropo. Burgás es la California búlgara. Y por supuesto.

F. dijo...

semos unos julailos

Fran dijo...

el segundo verso lo has cambiado
(no me sé todos tus poemas, pero te recuerdo que escribí un quinteto de viento sobre ese poema)

;-)

tournesols dijo...

ay...

Bernier dijo...

Pues llevas razón, Fran. Creo que la versión correcta del segundo verso es "si lo surca algún pájaro". ¿No? El caso es que mi memoria seleccionó una versión antigua.

Yayay, Laura.