miércoles, 2 de marzo de 2011

Dora Gabe (Dabonik, Bulgaria, 1888 - 1983)


No me toques.
Se quemará tu mano
en el fuego que aún persiste,
en el calor aún no repartido,
en este silencio ardiente y denso
en que dormita acurrucada
una esperanza
humana e infantil
de un nuevo nacimiento,
de un nuevo encuentro.
No me toques.
-
-
(de 24 poetas búlgaros, selección y traducción de Rumen Stoyanov y Rubén Vela, Costa Rica, Editorial Universitaria Centroamericana, 1984)

6 comentarios:

juan bello dijo...

Claro que lo mereces! El poema salió porque te estaba leyendo, así que en parte es culpa tuya ;)
Un abrazo
Juan

PD: Habrá algo nuevo de Bernier en librerías?

María Mercromina dijo...

Me gusta mucho.

Bernier dijo...

Gracias, Juan. Después de verano se publica mi siguiente libro, en Pre-textos.

Me alegro de que te guste, María.

Nos vemos en Cosmo. Abrazos para los dos!

Gustavo Adolfo Chaves dijo...

¡Ese libro! ¡Ese libro! Hay que tocarlo siempre... :-)

Jarttita. dijo...

A mí también me gusta mucho.

Bernier dijo...

Llevas razón, Gustavo, siempre hay que retocarlo.

Me alegro de que te guste, Jarttita.

Abrazos!